Curación de espíritus

Si un espíritu regresa a su metaplano de origen, sus heridas estarán curadas para la próxima vez que el practicante mágico le llame para realizar un servicio.

Un espíritu también recupera una casilla de daño en su monitor de estado por cada minuto que pase fuera del combate.

El practicante mágico que invoca al espíritu también puede "curarle", eliminando así todo el daño físico (pero no de aturdimiento) del espíritu. Para realizar esto se necesita una Acción compleja exclusiva y se consume uno de los servicios que debe el espíritu. Esta acción no restaura la pérdida de Energía producida por la expulsión, que no es daño en el sentido estricto de la palabra. Si al curar al espíritu se consumiera su último servicio, éste finalizará el servicio que esté realizando y se desvanecerá.

Unless otherwise stated, the content of this page is licensed under Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License